martes, 27 de mayo de 2008

Prohibir comida chatarra en escuelas no soluciona problema de obesidad: SEJ

Prohibir comida chatarra en escuelas no soluciona problema de obesidad: SEJ

La Secretaría de Educación hace su parte, al incluir en los programas de estudio un apartado específico de nutrición humana.

  • Los legisladores locales no deben caer en el error de creer que la obesidad es el único desorden alimenticio entre los niños

Se exhortó a los diputados a invitar a especialistas de las secretarías de Educación y Salud a elaborar la ley y discutirla

GUADALAJARA, JALISCO.- El secretario de Educación Jalisco, Miguel Ángel Martínez Espinosa, advirtió a los legisladores locales que las reformas a la Ley de Educación y Salud que pretenden aprobar para "prohibir" que en las cooperativas escolares se expendan alimentos chatarra, no son la solución para terminar con el problema de obesidad entre los niños y jóvenes.

Por ello, exhortó a los diputados a invitar a especialistas de las secretarías de Educación y Salud a elaborar la ley y discutirla.

"Estamos abiertos a lo que el Congreso determine, pero nos gustaría conocer el texto y participar en la discusión porque se puede correr el riesgo de creer que el problema de la obesidad infantil se reduce".

El funcionario estatal refirió que los legisladores locales no deben caer en el error de creer que la obesidad es el único desorden alimenticio entre los niños y que la problemática se reduce a lo que se consume en las tiendas escolares.

"El problema tiene otras dimensiones y facetas, no se reduce a la obesidad infantil; también hay otros desórdenes como la anorexia y bulimia. Los factores de mayor incidencia están en casa y no en la escuela", advirtió el funcionario estatal.

Añadió que la Secretaría de Educación hace su parte, al incluir en los programas de estudio un apartado específico de nutrición humana. Consideró que la mayor tarea es responsabilidad de los padres, al inculcar la buena alimentación entre sus hijos, enviar alimentos nutritivos y que no lleguen a la escuela sin haber probado alimento.

Enfatizó que son los padres los que deben de poner atención en la alimentación de los menores, pues con la prohibición en la venta de los llamados alimentos chatarra en horas escolares no garantiza que los menores no los ingerirán en casa.

"Los padres deben dar alguna orientación a los niños de lo que compran en las cooperativas escolares. Ahora la mayoría de los padres da dinero, sin saber qué consumen los niños".

El secretario de Educación Jalisco, Miguel Ángel Martínez Espinosa, pide a legisladores locales escuchar las posturas de especialistas antes de prohibir alimentos chatarra en cooperativas escolares.

--
AHANAOA A. C.
Lic. Nut. Miguel Leopoldo Alvarado
http://www.nutriologiaortomolecular.org/
http://www.seattlees.com/

En defensa de la tierra y de la soberanía alimentaria: Contra el “libre comercio” de alimentos.

En defensa de la tierra y de la soberanía alimentaria: Contra el "libre comercio" de alimentos.
Por un consumo responsable agroecológico autogestionado.
CAES


Desde tiempos inmemoriales, l@s campesin@s aplican técnicas de cultivo respetuosas con la fertilidad de la tierra, las especies mejor adaptadas a cada territorio y la lucha biológica contra las plagas. Sin embargo, el campesinado es una "especie en extinción" a manos de empresas agroalimentarias cuyo producto principal no son los alimentos sanos y nutritivos, sino el beneficio económico.
LAS MULTINACIONALES CONTRA L@S CAMPESIN@S Y L@S CONSUMIDOR@S.

Desde tiempos inmemoriales, l@s campesin@s aplican técnicas de cultivo respetuosas con la fertilidad de la tierra, las especies mejor adaptadas a cada territorio y la lucha biológica contra las plagas. Sin embargo, el campesinado es una "especie en extinción" a manos de empresas agroalimentarias cuyo producto principal no son los alimentos sanos y nutritivos, sino el beneficio económico.
El desembarco del gran capital en la producción y distribución de alimentos arruina la pequeña y mediana explotación agropecuaria y el pequeño comercio. Producir alimentos sanos respetando la naturaleza es más caro, por unidad de producto, que producir comida basura a gran escala para el mercado mundial. Sin embargo, la producción campesina respetuosa con la salud pública, los derechos sociales y la fertilidad de la tierra, es mucho más eficiente que la producción de alimentos a escala industrial.
La mayoría de los campesinos no pueden sobreponerse a la competencia de las multinacionales alimentarias que venden más barato y manipulan a l@s consumidor@s. Las transnacionales arruinan cada año a millones de ellos, obligándoles a abandonar la tierra de sus antepasados y entregarse a un porvenir de explotación e inseguridad. Este es el origen de los movimientos migratorios del campo a las ciudades.
Desde el punto de vista del consumo, la sustitución de los campesinos por grandes empresas agropecuarias dificulta el acceso de la población a alimentos frescos, cultivados a favor y no en contra de la naturaleza. Salvo una élite culta y con poder adquisitivo capaz de procurarse una alimentación sana, la mayoría de la humanidad - más de cinco mil millones de personas – estamos encuadrados en dos categorías: personas con bajo peso, mala salud y alta mortalidad por la falta de alimentos sanos y suficientes en los países empobrecidos ó personas con sobrepeso y mala salud, por una sobrealimentación enfermante y cargada de tóxicos, en los países ricos.
Una gran parte de la población mundial carece de recursos económicos para disfrutar de una dieta saludable. Sin embargo, muchos de los que disponen de dichos recursos, tampoco lo hacen porque no ven la necesidad de variar sus pautas de alimentación y consumo. Al carecer de cultura alimentaria y de conciencia sobre nuestra responsabilidad como consumidor@s, no sabemos qué es una dieta saludable y no la deseamos, aunque la necesitemos urgentemente. El factor común para el crecimiento de la comida basura y la obesidad, en escenarios sociales y económicos muy diferentes, es doble. Por un lado, la pobreza y la ignorancia y por otro, el poder y la impunidad de las empresas trasnacionales.
Lo que compramos más barato en la gran superficie lo pagamos caro en términos de salud, contaminación, despoblamiento del campo, pobreza, exclusión, inseguridad, migraciones y aumento del poder del capital.
La globalización económica no sólo precariza el empleo, produce pobreza y exclusión, destruye derechos sociales, privatiza la protección del estado, ataca la salud alimentaria y la salud laboral. También engaña a la población para que compre alimentos enfermantes y después, los antídotos contra dichos alimentos, contamina a l@s niñ@s con deseos irracionales. inculcándoles hábitos perniciosos y atenta contra la salud pública y el derecho a la vida de tod@s.

LA CATASTROFE DEL LIBRE DE COMERCIO DE ALIMENTOS:

El hambre y la comida basura son las dos caras de la mercantilización y la globalización de los alimentos. La comida basura está unida al hambre como la cara a la cruz de una moneda. Mientras más de ochocientos millones de personas enferman y mueren por hambre, mil trescientos millones de personas enferman y mueren por las enfermedades asociadas al sobrepeso y la obesidad. El aumento simultáneo de estas formas de inseguridad alimentaria es exponente de su origen común.

a) Hambre y Desnutrición.

El hambre es la forma que adopta la inseguridad alimentaria en los países empobrecidos. Consiste en una sensación dolorosa producida por el déficit de alimentos y nutrientes esenciales para la salud y la vida humana. La vida orgánica necesita una mínima cantidad de calorías diarias (entre 2500 y 3500). Estas calorías proceden de los alimentos, combustible cuya transformación suministra la energía necesaria para el funcionamiento del organismo. Sin alimentos suficientes hay un déficit de energía y la vida tiende a extinguirse.
Los nutrientes principales son: proteínas, hidratos de carbono, grasas, minerales y vitaminas. Una alimentación saludable y completa debe ser suficiente, pero también variada. La carencia de uno o varios de los nutrientes esenciales es causa de enfermedades e incluso, de la muerte. La falta de proteínas influye en el desarrollo, reduciendo el peso y la talla y haciendo a las personas más vulnerables a las enfermedades infecciosas.
El hambre es la peor de las exclusiones. Degrada la naturaleza humana y deshumaniza a las personas convirtiéndolas en prisioneras de su hambre y reduciendo su salud y su esperanza de vida. La mortalidad infantil de los países empobrecidos multiplica por 10 la de los países ricos. La esperanza de vida de muchos países de Africa Subsahariana es la mitad que la de los países europeos. Sin embargo, una buena parte de los cereales, grasas y azúcar que consumen los países ricos proviene de países en los que el hambre campea a sus anchas.
En la Edad Media había hambrunas periódicas, pero habitualmente todos comían. Paradójicamente, la modernización capitalista se ha revelado como el modelo civilizatorio que más hambre produce. El mercado necesita la desigualdad y la pobreza para que la gente se entregue "voluntariamente" a condiciones laborales embrutecedoras y homicidas. El hambre es una gran creadora de fuerza de trabajo forzado por la necesidad.
El "libre comercio" es la causa de la actual subida de precio del arroz, alimento básico para 3.000 millones de personas. Dicho precio superó, a principios de abril de 2008 en el mercado de materias primas de Chicago, los 285 € por tonelada. En los tres primeres meses de 2008 había subido el 50% y en los últimos doce meses el 100%. Muchos inversores que han desinvertido en valores en crisis, hacen negocio con el hambre de los pobres. La disminución de las exportaciones por parte de Vietnam, India y China para atender a sus propias poblaciones, reduce la oferta de arroz en los mercados internacionales y favorece, de la mano de los especuladores, la subida de su precio. Las poblaciones de los países pobres, que destinan a la alimentación el 60% de sus rentas, no pueden comprar comida un 100% más cara.
Nunca ha habido tanta riqueza como en nuestra época, pero tampoco tanta pobreza. Aunque la producción mundial de alimentos crece constantemente, hay 852 millones de personas hambrientas. El hambre y la desnutrición son endémicas en grandes zonas de Asia, África y América Latina. En el mundo, 146 millones de niños y niñas tienen bajo peso por falta de alimentación. Cada año nacen 20 millones de niñ@s con un peso insuficiente debido a la desnutrición de sus madres. Este hecho condicionará su salud (tienen menos defensas ante las enfermedades), su desarrollo físico e intelectual (crecerán menos y tendrán más dificultades para aprender) y su futuro (formarán parte de las capas sociales más pobres, ignorantes y vulnerables).
El libre comercio de alimentos promete una modernización superadora del hambre, la enfermedad y la muerte. Pero, lejos de eliminar estas plagas, las ha elevado a la categoría de inevitables. Todos los años mueren, por causas directamente relacionadas con la desnutrición, 6 millones de niños y niñas menores de cinco años. 17.000 al día, 720 a la hora, 12 por segundo. La mayoría de estas muertes se evitarían con una alimentación adecuada. En nombre de la libertad de empresa, asistimos a una mortandad globalizada y en serie. Un "Auschwitz" nuestro de cada día, pero ahora en nombre de la democracia de mercado.

b) Obesidad y Sobrepeso.

La forma que adquiere la inseguridad alimentaria en los países desarrollados es "la comida basura". La "comida basura" es el resultado de convertir la comida en una mercancía. Se caracteriza por un abuso de hidratos de carbono, grasas de origen animal y productos químicos contenidos en los alimentos industrializados - dulces, refrescos, aceites y carnes de baja calidad - distribuidos masivamente a través de grandes superficies, cadenas de supermercados y cadenas de "comida rápida" de bajo precio.
En EEUU y Europa, desde la pasada década de los ochenta, el sobrepeso y la obesidad aumentan rápidamente debido a la generalización de la comida basura. Las muertes por enfermedades asociadas a este modelo de alimentación (cardiopatías, cáncer, diabetes tipo b y enfermedades circulatorias), crecen más rápido que las causadas por el hambre. Los cambios en la dieta, instigados por las multinacionales alimentarias, se globalizan desde los países ricos al resto del mundo, incluyendo a los países más pobres. Los gobiernos de derechas (globalizadores) y de izquierdas (alterglobalizadores) participan, por acción u omisión, en dichos cambios alimentarios.

SEGURIDAD ALIMENTARIA Y DEMOCRACIA.

Los poderes públicos tienen encomendada la defensa de la seguridad alimentaria de la población. Pero, al confundir democracia con libertad de empresa, están más preocupados por el ciclo económico, es decir, por los rendimientos del capital, que por la salud pública. La democracia de mercado presenta como algo natural la privación de la libertad de comer para unos y la "libertad obligatoria" de comer comida nociva para otros.
Detrás del hambre y la obesidad, la única libertad real es la libertad de empresa. La libertad de elección de la población entre salud (alimentos sanos) y enfermedad (alimentos nocivos), está mediada por la libertad de empresa. El derecho al libre comercio de alimentos tiene más fuerza que los derechos humanos que se invocan en las constituciones de los regímenes parlamentarios de mercado. De aquí se deduce que, sin controlar la libertad de empresa, no tendremos libertad para no morirnos por hambre o por comida basura.
La inseguridad alimentaria es la contraparte de la inseguridad política, laboral, social y sicológica que produce la economía global. El capitalismo es el culpable de la inseguridad alimentaria. La economía de mercado, no puede ni quiere, solucionar el problema del hambre porque el hambre de los hambrientos, al no expresarse como "demanda solvente", no moviliza las inversiones de capital y no favorece el crecimiento económico. En la democracia de mercado, la política no puede gobernar a favor de la gente y en contra de la economía. Por lo tanto, la pobreza y el hambre, al no ser objeto de la política ni de la economía, se gestionan mediante la compasión y la policía.
La utilidad económica y política del hambre se expresa con claridad en las multitudes de desheredados que, espoleados por la necesidad y tras viajes de terror, se entregan "voluntariamente" a condiciones extremas de explotación. Los abusos sobre estos parias sin derechos ni libertades explican, tanto la pujanza de nuestra economía como la calidad de nuestra democracia. La "libertad de empresa" priva de salud, alimentos sanos y seguridad a la mayoría de la gente. Para la mayor parte de la humanidad, la libertad de empresa es incompatible con la libertad de las personas y de los pueblos. No habrá democracia ni respeto a los derechos humanos sin privar a las multinacionales de su libertad para someter a las personas, los pueblos y las instituciones. Neutralizando a los mil mayores especuladores, se salvarían millones de vidas inocentes, se acabaría con el 90% de la violencia en el mundo y se sentarían las bases para una convivencia pacífica, justa y democrática. Pero antes, los hambrientos y obesos deberían desearlo. Esa es la tarea de la izquierda.

GLOBALIZACIÓN, "ALTERGLOBALIZACIÓN" Y LUCHA CONTRA EL HAMBRE.

La "lucha contra el hambre" de los gobiernos y su cohorte de ONGs, está determinada de antemano por las corporaciones que controlan la producción y el comercio mundial de alimentos. Multinacionales e instituciones del capitalismo internacional subordinan a sus intereses económicos las necesidades de la gente y el agotamiento de los recursos naturales. Los políticos hacen su política desde el respeto a dichos intereses y miran hacia otro lado ante sus constantes atentados contra la salud pública y las leyes.
La producción de alimentos para el mercado mundial impide que los pueblos y las naciones decidan su propia política alimentaria y ejerzan su derecho a producir y consumir sus propios alimentos. Con libre comercio global no puede haber soberanía alimentaria. El simulacro de "lucha contra el hambre" de globalizadores y alterglobalizadores solo sirve para fortalecer el mecanismo productor de hambre y para crear nuevas formas de inseguridad alimentaria. La producción industrial de mercancías alimentarias impone monocultivos para el mercado internacional, desarraiga y abandona a su suerte a millones de campesinos, elimina nutrientes e incorpora tóxicos y transgénicos a la comida. Este es el origen común del hambre, la obesidad y las amenazas ecológicas, alimentarias y sociales. Los alterglobalizadores montan sus circos sociales mundiales financiados y hermanados con los políticos e intelectuales culpables de la inseguridad alimentaria.

CRISIS DE LOS CUIDADOS E INSEGURIDAD ALIMENTARIA

La irrupción de la mujer en el mercado de trabajo, como forma envenenada de "liberación", junto a la prolongación de la jornada laboral y el pluriempleo, están en la base de la crisis de los cuidados. Una dimensión de esta crisis es la dificultad para procurarse una alimentación saludable. En los países desarrollados, la comida industrializada y globalizada aparece como una solución a este problema. Detrás de esta solución están las multinacionales ganando dinero con la degradación de las condiciones de vida de la gente trabajadora. Las mujeres entran en la esfera pública a través del mercado de trabajo basura sin salir, en la esfera privada del hogar, de la casi exclusividad en el trabajo de cuidados. Las campañas de adoctrinamiento publicitario de los científicos, publicistas y periodistas a sueldo, obligan a la gente a elegir la dieta industrializada "moderna" frente a los hábitos alimentarios "arcaicos". La combinación del libertinaje de las multinacionales y la precarización del trabajo convertido, al igual que los alimentos, en una mercancía, produce una triple crisis: del empleo, de los cuidados y de la seguridad alimentaria.

LA DEMOCRACIA DEL CONSUMIDOR: UN PROYECTO TOTALITARIO.

El consumismo irresponsable es la contrapartida de la gran producción para los mercados mundiales. Frente a él, la austeridad y el control del consumo superfluo aparecen como algo arcaico y miserable. Sin embargo, dicho consumismo está lejos de ser algo natural. Por el contrario, es el resultado de una violencia simbólica continuada. La publicidad desvía nuestras necesidades reprimidas asociando su satisfacción a las mercancías que promociona de forma repetitiva. Con una colonia consigues ligar mejor. Con un coche te conviertes en un triunfador. Marcándote con una marca, como si fueras una res, eres importante. Tras la apariencia democrática de la "libre elección", los deseos de los sujetos se producen mediante procedimientos coactivos. El adoctrinamiento de masas, la reducción de las opciones personales y la manipulación de los estados de necesidad artificialmente creados, explican la inmensa mayoría de nuestros deseos y nuestros actos.
Las imágenes televisivas se suceden a una velocidad incompatible con el pensamiento racional. El mensaje publicitario impide el razonamiento sobre el que se sustenta la libertad de elección. El "consumidor libre" es un ser coaccionado y programado. Los poderes públicos toleran que la publicidad inserte en la sicología de las personas, desde su más tierna infancia, un consumismo compulsivo. Estos comportamientos totalitarios se perpetran, cada día, en nombre de la democracia y la libertad de mercado.
El "consumidor libre" es una persona deseante, escindida e infantilizada, que basa su bienestar en la posesión de objetos y su seguridad en el dinero. Esta confusión le convierte en un perpetuo fracasado porque la seguridad depende del respeto que yo tenga a l@s otr@s y del que, recíprocamente, los otros me tengan a mí. La seguridad solo puede ser colectiva, nunca individual y no depende de tener cosas, sino del apoyo mutuo y de las relaciones cooperativas entre las personas. El consumidor irracional, espoleado por sus fracasos, necesita saltar de un objeto de deseo a otro en una eterna huida hacia delante. "Yo no soy tonto" … Pero soy un consumista compulsivo, ignorante, solitario, oportunista y lleno de miedo.

PRODUCCION Y CONSUMO: DOS CARAS DE LA MISMA MONEDA.

La crítica de los "alterglobalizadores" no asume la unidad de la producción y el consumo. Un modelo de producción capitalista no sería viable fuera de una sociedad capitalista. En una sociedad de mercado, el consumo, los deseos y los valores se hacen funcionales a la economía de mercado. Existe una dependencia recíproca entre la globalización capitalista y la generalización del consumismo compulsivo. No es viable una producción capitalista sin un consumo capitalista al igual que, tampoco lo es una economía que garantice las necesidades básicas de todos sin una educación popular en la austeridad.
La crítica de los alterglobalizadores al "consumismo", transmite un mensaje equívoco: "El consumidor consciente puede cambiar la sociedad con su poder de compra". Esta afirmación asegura que, sin más que modificar algunas de nuestras opciones de consumo, podemos arruinar a las empresas depredadoras y engrandecer a las que cumplen con su responsabilidad social y medioambiental.
Nada más alejado de la realidad. La eficiencia social y medioambiental es incompatible con la eficiencia económica que persiguen las empresas en una economía de mercado. Tras su apariencia alternativa, esta receta comparte el paradigma neoliberal de "la democracia del consumidor": "La decisión del consumidor es capaz de premiar a las empresas eficientes y castigar a las que no lo son". "Los consumidores nos votan cada día comprándonos". Las alusiones al "poder de los consumidores" son un halago al narcisismo del consumidor enajenado. Algo parecido a calificar como "tolerancia" a la simple "indiferencia" o como "madurez ciudadana" al comportamiento político de las mayorías silenciosas, adoctrinadas y obedientes. Halagar al enajenado contribuye a profundizar su enajenación.
El sindicalismo mayoritario no se preocupa por el trabajo productor de alimentos enfermantes a pesar de que, l@s trabajador@s, son víctimas de la comida basura que producen y de las enfermedades y accidentes laborales. Pero, por otro lado, también son colaboradores en la producción de la comida nociva y su secuela de enfermedades alimentarias y muertes.
Los sindicatos y los ecologistas "alterglobalizadores", cada vez más coordinados, separan el momento de la producción y el momento del consumo. Al igual que sucede con la producción de armas, los sindicatos del régimen ni se plantean el problema de la producción de alimentos peligrosos, contaminantes o transgénicos. Solo se preocupan de que todos estemos trabajando para el capital. Paralelamente, los ecologistas del régimen consideran una ordinariez preocuparse por las enfermedades laborales y la mortalidad en el puesto de trabajo. Proponen medidas en defensa de los recursos naturales, el ahorro de energía y las especies amenazadas, haciendo caso omiso de la más amenazada de todas: l@s campesin@s y l@s trabajador@s de la agricultura, pero también los de la industria y los servicios. Esta amnesia tiene una explicación: para defender a los campesinos y l@s trabajador@s conjuntamente, tienen que enfrentarse con quienes les dan las subvenciones.

¿DE QUE SE RESPONSABILIZA EL CONSUMO RESPONSABLE?

Las elites ilustradas urbanas y el ecologismo alterglobalizador evocan el bucólico ambiente rural frente al estrés y la contaminación de las ciudades. En el terreno de la inseguridad alimentaria, se responsabilizan de su propia seguridad comprando comida biológica de alto coste en las grandes superficies o en las tiendas especializadas. Las redes de consumidores agroecológicos más vinculadas a las instituciones y a la agroindustria ecológica, como es el caso de la Federación Andaluza de Consumidores de Productos Ecológicos representan políticamente a estas élites y suscriben acuerdos en los que defienden explícitamente la distribución de productos ecológicos a través de las grandes superficies.(1) Pero esto no es ecologismo ni consumo responsable. No podemos hablar de ecologismo y consumo responsable sólo para unos pocos y sin confrontación con las causas y los causantes de la inseguridad alimentaria y la contaminación que sufre toda la sociedad.
La imposición de pautas de alimentación enfermantes es ilegítima, pero también ilegal. Por eso debe ser impedida. Invitar a comer a todas horas, ofrecer porciones más grandes, hacer publicidad de alcohol y de tabaco dirigida a personas jóvenes o asociar la comida y la bebida basura al deporte o la solidaridad, constituyen un atentado contra la salud. Si los poderes públicos no actúan, la sociedad debe actuar.

ALGUNOS PROBLEMAS PARA EL AVANCE DEL CONSUMO RESPONSABLE.

El dogmatismo obrerista y productivista otorga a la condición de asalariado una milagrosa conciencia revolucionaria y desconsidera las reivindicaciones transversales (alimentación, género, ecologismo, identidad nacional, etc), como si estas reivindicaciones no constituyeran la trama cotidiana de la clase obrera. Ambos prejuicios explican el absentismo de dicha izquierda en la construcción de una subjetividad antagonista en múltiples aspectos de la vida cotidiana de la gente trabajadora. El PSOE y su entorno acaban administrando estos vacíos mediante una "alterglobalización" disfrazada de democrática y plural, dirigida por sus dobles militantes en el ecologismo, el troskismo, el comunismo, los intelectuales, las ONGs, las redes cristianas y el anarcosindicalismo.
La crítica antidesarrollista y antitecnológica que, desde terrenos libertarios y a veces de forma muy solvente, rompe con el "socialismo de la opulencia" y la "democracia del consumidor", opina mucho pero aparece poco en las redes sociales donde los ecologistas socialdemócratas practican la limpieza étnica de colectivos refractarios a la "unidad de la izquierda".
La Agroecología y el Consumo Responsable necesitan crecer desde abajo y con fuerza propia. Esto supone militancia, conciencia política, autonomía y apoyo mutuo. La construcción de lazos cooperativos entre productor@s y consumidor@s se produce en un contexto social donde, con palabras de izquierda se manifiesta frecuentemente la misma mezquindad y cálculo mercantil atribuidos a la derecha. Es cierto que el crecimiento desde la autonomía es difícil y está lleno de problemas, pero no es menos cierto que los atajos son un viaje a la "unidad de la izquierda", es decir, a ninguna parte.
Los cantos al "pluralismo" defienden la presencia del PSOE y sus satélites en condiciones de igualdad en los MMSS para "llegar a los más amplios sectores sociales", son un atajo frente al esfuerzo militante y la dificultad de la construcción colectiva. Un lenguaje postmoderno y "autogestionario", maquilla la pusilanimidad, el oportunismo y los favores de la izquierda mayoritaria que contienen estos atajos. Es decir, "la política" en su forma degradada de los regímenes parlamentarios de mercado. Estas actitudes, potenciadas por las agencias socialdemócratas en los MMSS, prenden fácilmente en los sectores más inmaduros, individualistas y "comeflores" del movimiento juvenil. Con ello, las pujantes estructuras de encuadramiento juvenil de la "izquierda plural" se convierten en una maquinaria de leal y festiva oposición democrática a los crímenes de la economía de mercado y de la política de mercado.
El papel de "gozne" entre el PSOE y los movimientos sociales, lo ejecutan personajes procedentes del radicalismo. Sin este papel no se puede entender la calamitosa situación de dependencia política y cada vez más, también económica, de los MMSS respecto a la izquierda capitalista. Estas "alianzas" promueven el ascenso de lo insignificante y naturalizan la falta de firmeza, cohesión y verdad en los MMSS. Este entramado de burócratas, doctorandos, generales sin tropa, chiringuitos y departamentos "sociales" del PSOE, convertidos en un fin en sí mismos, se felicitan por la unidad conseguida. En eso tienen razón porque, en plena demolición del estado de bienestar, ellos consiguen llegar al bienestar del estado. Pero, en términos sociales, exceptuando la promoción personal de algunos espabilados, de esta unidad no se deriva absolutamente nada en términos de seguridad alimentaria y de modificación de las pautas de consumo, alimentación y movilidad del conjunto de la población.
Los "atajos" permiten a estos personajes mantener el lenguaje de la autogestión cuando, en realidad, ya están en la subvención y el "tráfico de influencias" (en su dimensión, salvo casos aislados, de pincho de morcilla). Con las subvenciones económicas, políticas y mediáticas, la periferia del poder les usa como auto oposición y como "esquiroles" ante cualquier intento de organización social autónoma respecto del PSOE, a la que califican de "sectaria". Estos atajos suponen un éxito de muerte, es decir, morir de éxito, perder la dimensión colectiva de un@ mism@. A pesar de ser los paladines del pluralismo, una vez "modernizados", estos personajes practican la calumnia y el acoso y derribo sobre los colectivos que no se han arrepentido(2).
En los últimos años, la dinámica de "éxitos de muerte" y de "atajos", ha supuesto una nueva transición política. Jóvenes radicales han pasado, sin solución de continuidad y a veces, sin cambiar de lenguaje, de "los ricos están ricos, cómetelos" al entramado de las ONGs, los departamentos juveniles de las diversas administraciones del estado, la promoción en la Universidad y las facilidades para levantar empresas ideológicas cuyo éxito no se apoya en el movimiento anticapitalista del que se reclaman "mediadores", sino en la ayuda, más o menos encubierta, de las redes y agencias de la izquierda capitalista que canalizan "políticamente" los apoyos y los recursos. Estamos ante una versión menor, postmoderna y juvenil, de lo que pasó con la entrada de la izquierda en el estado - y viceversa - durante la transición política española (1975 – 1979).

LA DIMENSION POLITICA E IDEOLOGICA DEL CONSUMO RESPONSABLE.

Los colectivos comprometidos con la agroecología y el consumo responsable, defendemos nuestro derecho a producir y consumir alimentos sanos y suficientes. Pero también nos planteamos la extensión social de nuestra actividad como respuesta a la inseguridad alimentaria que genera la globalización. Dicha extensión se enfrenta con la tarea de transformar las formas de producir y consumir alimentos. Esta transformación afecta a deseos y valores de la población colonizados por el afán de lucro y el consumismo. Acometer este reto requiere la proliferación de iniciativas urbanas y rurales basadas en relaciones directas entre consumidores responsables organizados en las ciudades y productor@s agroecológicos, también organizados, en el campo. Este proyecto, que contiene una gran carga ideológica, exige la máxima autonomía frente al mercado y el estado. En particular, respecto a la socialdemocracia que, con su lenguaje de izquierdas y sus "apoyos" corruptores, pervierte todo lo que toca (y se deja pervertir).
Es después de que existan redes fuertes y no antes, cuando viene la unidad de acción de las redes de consumo responsable con el PSOE y su peligrosísimo entramado clientelar y con los gobiernos de derechas o de izquierdas y sus subvenciones "políticas". De aquí se deriva que la agroecología y el consumo responsable no pueden prosperar como un departamento de cualquiera de las grandes ONGs ecologistas implicadas en "la unidad de la izquierda" y enfeudadas por los recursos y apoyos de las instituciones del estado. Cualquier propuesta "reformista" que acepte el libre comercio de alimentos, la globalización y la competitividad, grabadas en la frente de la ideología socialdemócrata, es irracional y está condenada de antemano. Frente al hambre y la comida basura, las únicas reformas verdaderas en la producción, distribución y consumo de alimentos, serán el resultado de una oposición anticapitalista asumida con firmeza desde organizaciones de agricultores coordinadas con organizaciones de consumidores.

POR UN CONSUMO RESPONSABLE AGROECOLOGICO AUTOGESTIONADO.


Necesitamos organizarnos como víctimas de la globalización alimentaria y ejercitar el legítimo derecho de tod@s y cada un@ de nosotr@s a una alimentación sana. Sin esta acción directa no es posible hacer nada. Pero esta acción, aunque necesaria, no es suficiente. Un consumo responsable agroecológico debe responsabilizarse también de otras cosas. No podemos desconocer la dimensión social, ética, ecológica e internacional que contienen los modos de alimentación implantados en nuestros propios deseos por la violencia publicitaria.
La elaboración de una cultura alimentaria y su difusión social es el punto de partida de cualquier cambio democrático y participativo en el terreno de la alimentación. Simultáneamente, necesitamos establecer el diálogo y la cooperación entre campesinos agroecológicos y redes de consumidores responsables, cerrando la brecha que el capitalismo produce entre el campo y la ciudad. La necesidad de alimentos de calidad para los consumidores agroecológicos no puede contraponerse a la necesidad de precios justos para los agricultores responsables. No hay desarrollo posible del consumo responsable sin un desarrollo simultáneo de la producción agroecológica. A su vez, si la producción agroecológica no cuenta con la complicidad y el respeto mutuo de las redes de consumidores, es inviable o presa fácil de la gran distribución y de la hipoteca de las subvenciones.
El consumo responsable agroecológico debe cuidar su propia autonomía respecto a los poderes económicos, políticos y culturales causantes de la inseguridad alimentaria. Es preciso defender este principio, aunque los culpables de la inseguridad alimentaria sean los mismos que dan los apoyos, los empleos y las subvenciones. En la relación de la izquierda con el Estado, esta encrucijada no es nueva. En ausencia de una fuerte movilización ciudadana, no son los movimientos sociales quienes entran en el Estado, sino el Estado quien entra en los movimientos sociales, sometiéndolos al poder económico y político.
Compartimos la necesidad de espacios de coordinación local, a pesar de la escasa influencia social del consumo responsable agroecológico. Las estructuras de representación pueden ser necesarias para conseguir el apoyo de la administración. Sin embargo, el precio no debe ser la autonomía y la fuerza social propia. La coordinación horizontal de proyectos autónomos es la condición para la influencia social y ésta, lo es a su vez para avanzar en la educación alimentaria de la población. La educación alimentaria de la población exige conocer las causas de la inseguridad alimentaria. Esto supone clarificar la identidad económica y política de sus causantes y la necesidad de enfrentarse con ellos. El conocimiento de los problemas es la condición para la libertad de elección de la gente. La experiencia participativa de los consumidores responsables, organizada en multitud de proyectos confederados y en alianza con campesinos agroecológicos organizados, es la única fuente de poder social frente a las imposiciones y los manejos del estado y del mercado.
Más que una estructura organizativa fuerte necesitamos un movimiento fuerte que recoja y exprese, de forma unificada y con respeto de las diversas identidades, las necesidades de millones de consumidores y de miles de agricultores. Dicho respeto interpela a las prácticas excluyentes que, sobre todo en el terreno de los transgénicos, se han producido desde la victoria electoral del PSOE en III´04 (3).
Es el momento de tomar la iniciativa. ¡Del campo a la ciudad y de la ciudad al campo!

Agustín Morán.
Abril de 2008.



--------------------------------------------------------------------------------

Notas:
(1)"Comercio, consumo y salud". Punto 10º del " Decálogo de Actuación" suscrito por la AGRUPACIÓN EN DEFENSA DE LA AGRICULTURA ECOLÓGICA (Red de Semillas, Federación Andaluza de Consumidores de Productos Ecológicos-FACPE, Asociación Vida Sana, Comité Andaluz de Agricultura Ecológica-CAAE, Intereco, Sociedad Española de Agricultura Ecológica-SEAE y FEPECO). La Federación de consumidores andaluces pretende que este Decálogo sea suscrito por la Coordinadora Estatal de Asociaciones de Consumidores Ecológicos y emplea todos sus recursos para impedir que cualquier voz discrepante informada y autónoma esté presente en dicha coordinadora estatal.
(2)"Los daños colaterales de la unidad de la izquierda". www.nodo50.org/caes/articulo.php?p=410&more=1&c=1
(3)Al aceptar, tras la llegada del PSOE al gobierno en III´04 el abandono de la moratoria y la negociación sobre una ley de (imposible) coexistencia entre cultivos transgénicos y no transgénicos. Ver:www.ecoportal.net/content/view/full/61553


--
AHANAOA A. C.
Lic. Nut. Miguel Leopoldo Alvarado
http://www.nutriologiaortomolecular.org/
http://www.seattlees.com/

Dieta rica en flavonoles podría favorecer salud de diabéticos

Dieta rica en flavonoles podría favorecer salud de diabéticos

Washington, 27 may (PL) Los alimentos enriquecidos con un componente del cacao, el vino tinto, el té y algunas verduras podrían proteger a los diabéticos tipo 2 contra las enfermedades cardiovasculares, publicó una revista científica.

Expertos del Hospital Universitario de Aquisgrán, Alemania, sugirieron que los flavonoles, compuestos del grupo de los flavonoides, podrían reducir el riesgo de que los diabéticos no insulinodependientes sufran arteriosclerosis y problemas cardiacos.

Los investigadores señalan que el consumo de tres tasas diarias de chocolate enriquecido con ese componente mejoró la salud arterial de los pacientes con la enfermedad, como lo hacen los ejercicios y los medicamentos que toman.

En el estudio, cuyos resultados se difundieron en la revista Journal of the American College of Cardiology, participaron 10 diabéticos que bebieron el chocolate preparado durante un mes.

Después de ese período, los análisis realizados mostraron que las arterias dañadas se habían recuperado.

En las personas saludables las arterias se dilatan cinco por ciento, pero entre los pacientes estudiados era de 3,3 por ciento antes de que tomaran la primera tasa de chocolate enriquecida con flavonoles.

Al mes de la investigación, el promedio de dilatación fue de 4,1 por ciento antes de ingerir el chocolate y de 5,7 después de tomarlo.

Según el autor principal del estudio, Malte Kelm, los flavonoles podrían incrementar la producción de óxido nítrico, un químico que indica a las arterias cuando relajarse y expandirse.

El científico señaló que esta investigación no es sobre el chocolate y no insta a consumirlo más.



--
AHANAOA A. C.
Lic. Nut. Miguel Leopoldo Alvarado
http://www.nutriologiaortomolecular.org/
http://www.seattlees.com/

domingo, 25 de mayo de 2008

Combaten diabetes con ‘ejército’ de educadores


Combaten diabetes con 'ejército' de educadores

23 Mayo 2008

Cd. Juárez
      Envia esta nota por email 
El Diario

La Federación Mexicana de Diabetes (FMD) y la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez preparan a la cuarta generación de educadores que se graduarán este 31 de mayo, se informó ayer.

Dora Olivia Piña Rico, presidenta de la FMD, dijo que quienes tomaron este diplomado están capacitados para orientar a los diabéticos en nutrición, toma de medicamentos, aplicación de insulina, ejercicios y manejo de estrés.

"Ellos hacen la labor que el médico no tiene tiempo de efectuar; el especialista diagnostica y receta, mientras que el educador tiene el conocimiento para guiar al paciente", destacó.

Agregó que desde que empezaron estos cursos han preparado a un total de 148 personas.

"Se trata de un diplomado dirigido a voluntarios que salen listos para formar parte de un equipo multidisciplinario", detalló.

Piña Rico señaló que los graduandos pueden laborar con especialistas.
"De ahí la importancia de que cada vez más personas tomen estos cursos, pues en esta ciudad la diabetes es la primera causa de muerte", expresó.

Indicó que en los últimos años ha habido un incremento en la incidencia de este mal, sobre todo en individuos más jóvenes.

"Por ello se creó un nuevo frente para que personal capacitado pueda integrarse a la lucha contra este problema de salud", anotó.

El propósito de la FMD es formar educadores en todo el país para prevenir nuevos casos de diabetes y ayudar a los pacientes a tener un mejor control, expuso.

Manifestó que los egresados batallan un poco para hallar empleo, debido a que la currícula es nueva y aún son escasas las oportunidades.

Dijo que los educadores pueden trabajar en consultorios médicos auxiliando a los enfermos en el uso del glucómetro, en el suministro de insulina, en conteo de carbohidratos, en el cuidado de pies y dientes, entre otros apoyos.

Los alumnos que se graduarán tuvieron 240 horas de clases que se impartieron en el Instituto de Ciencias Biomédicas de la UACJ, finalizó.




--
AHANAOA A. C.
Lic. Nut. Miguel Leopoldo Alvarado
http://www.nutriologiaortomolecular.org/
http://www.seattlees.com/

sábado, 24 de mayo de 2008

Enfrentarse a la diabetes, todo un desafío

Enfrentarse a la diabetes, todo un desafío

Actualizado viernes 23/05/2008 
CRISTINA G. LUCIO

MADRID.- 'Si las cosas continúan como hasta ahora, en 2025 habrá en el mundo 380 millones de diabéticos'. Las previsiones asustan, pero, afortunadamente, no hablamos de un destino inexorable. Los expertos recuerdan que es posible enfrentarse a la diabetes, aunque antes hay que vencer importantes desafíos. La última entrega de la revista 'The Lancet' repasa en un número especial los principales retos por cumplir:

  • Reconocer y actuar sobre los sectores de riesgo. En los últimos años, diferentes investigaciones han puesto de manifiesto que determinados grupos étnicos –como asiáticos o afroamericanos- tienen una predisposición mucho mayor que el resto de poblaciones de desarrollar una diabetes, lo que aumenta significativamente sus probabilidades de sufrir un problema de corazón. Según una de las investigaciones que se publican en la revista científica, crear estrategias específicas para estas poblaciones podría reportar beneficios a la hora de prevenir complicaciones futuras.
  • Un ejemplo es la iniciativa de un equipo británico, que estudió los efectos de introducir un programa especial para mejorar los factores de riesgo cardiovasculares en pacientes de origen asiático con diabetes tipo 2. Comparados con aquellos que recibían una atención convencional, quienes siguieron el método adaptado experimentaron mejoras leves pero significativas en sus niveles de colesterol y tensión arterial. "Aunque pequeños, estos beneficios se mostraron más importantes que los conseguidos en los últimos tiempos en el Reino Unido", comentan los autores en su trabajo.

  • Evitar la emergencia de la enfermedad en jóvenes y adolescentes. La incidencia de la diabetes en menores ha crecido vertiginosamente en muy poco tiempo. Y, a juzgar por los resultados de otra de las investigaciones que aparecen en este número especial, las cifras podrían seguir aumentando.
  • Este trabajo analizó las tasas de diabetes tipo 1 en Finlandia, el país del mundo con el número más elevado de estos enfermos. Según sus datos, en los últimos 25 años se ha duplicado la cifra de niños que sufren diabetes tipo 1 y la tendencia se muestra al alza. Sus predicciones aseguran que el número de diagnósticos infantiles "volverá a duplicarse en los próximos 15 años y el inicio de la patología se producirá en edades aún más tempranas".

    El desarrollo del trastorno se atribuye tanto a factores genéticos como ambientales que aún no se han descubierto. En un comentario que acompaña a este trabajo en la revista, se remarca que, identificar la causa de este aumento de la incidencia es, precisamente, el desafío principal de la investigación para los próximos años.

  • Hallar nuevos y mejores tratamientos. En el mundo ya existen 246 millones de adultos diabéticos; por lo tanto, no sólo la prevención es importante. Mejorar los tratamientos existentes y buscar nuevas terapias podría ayudar a que muchos pacientes tuvieran una mejor calidad de vida. Según apunta otro de los trabajos que aparecen en 'The Lancet', una de las claves para tratar a enfermos recién diagnosticados podría pasar por iniciar la terapia con insulina de forma temprana.
  • Generalmente, cuando una persona desarrolla diabetes tipo 2, el tratamiento que recibe al principio es una medicación por vía oral. Sin embargo, esta investigación sugiere que, desde el inicio, la insulina podría generar importantes beneficios en la recuperación y el mantenimiento de la función de las células beta de estos pacientes. Tras analizar a un grupo de 382 pacientes chinos durante aproximadamente dos años, los investigadores descubrieron que aquellos que habían seguido una terapia intensiva de insulina presentaban mejores resultados. La intervención parecía haber alterado el curso de la enfermedad.

  • Promover hábitos de vida saludables. Alimentación sana y ejercicio diario. Los expertos coinciden en que ésa es una de las claves principales para mantener alejados los problemas cardiovasculares y la diabetes; y un nuevo estudio vuelve a confirmarlo. Este trabajo, que analizó el caso de 577 adultos procedentes de 33 clínicas chinas que presentaban síntomas de intolerancia a la glucosa (un factor de riesgo para desarrollar diabetes), demuestra que llevar un estilo de vida saludable es el mejor pasaporte hacia un futuro con salud.
  • Durante un periodo de seis años, los investigadores pidieron a una parte de los participantes que siguieran un programa de dieta y ejercicio. El resto podía hacer sólo régimen, actividades físicas o no seguir ningún tipo de pauta. Tras un seguimiento de aproximadamente 20 años, los autores de este estudio, comprobaron que los beneficios de quienes siguieron los hábitos de vida saludables no sólo eran notables, sino también duraderos. En estos casos la aparición de la diabetes se previno o, al menos, se retrasó en unos 14 años.

En un editorial que acompaña a estos trabajos, la revista médica remarca que la investigación científica sobre la diabetes es un asunto clave hoy en día. "El reto principal es trasladar los nuevos hallazgos en mejoras sustanciales para los pacientes", apunta el documento. "Y aunque las perspectivas son buenas, no están aseguradas", concluye.



--
AHANAOA A. C.
Lic. Nut. Miguel Leopoldo Alvarado
http://www.nutriologiaortomolecular.org/
http://www.seattlees.com/

jueves, 22 de mayo de 2008

Aumentan casos de diabetes entre niños en Finlandia

Aumentan casos de diabetes entre niños en Finlandia



Londres.- Los casos de diabetes del tipo 1 han aumentado en todo el mundo aunque de modo muy particular entre los menores finlandeses, señala un artículo publicado en la revista médica "The Lancet".

El incremento medio mundial por año de ese tipo de diabetes ha sido de entre un 2,5 y un 3 por ciento, y la tendencia es más pronunciada entre los niños de cuatro años y menos.

Se cree que el incremento se debe a que se manifiesta a una edad más temprana y no a un aumento del número de pacientes que padecen la enfermedad en algún momento de sus vidas, destacó Efe.

Frente a Venezuela o China, donde la incidencia registra los niveles mínimos -el incremento entre 1990 y 1999 fue de sólo un 0,1 por 100.000-, entre los niños finlandeses la diabetes dependiente de la insulina se ha más que duplicado en los últimos veinticinco años, y la tendencia va a continuar.

Detrás de Finlandia figuran en cuanto a incidencia de la enfermedad la isla italiana de Cerdeña, con un incremento del 38 por 100.000, Suecia, 30 por 100.000, y Kuwait, 22,3 por 100.0000 también entre 1990 y 1999, últimos años de los que hay datos fiables.

Un equipo dirigido por Valma Harjutso, del Instituto de la Salud Pública de Helsinki, registró un total de 10.737 niños de ambos sexos a los que se diagnosticó la diabetes del tipo 1 antes de cumplir quince años, entre 1980 y el 2005.

En el período considerado, la diabetes pasó de un 31,4 por 100.0000 al 64,2 por 100.000.

El mayor incremento -un 4,7 por ciento al año- se dio en el grupo de edad de hasta cuatro años.

Basándose en esos datos, los expertos calculan en unos 10.800 el número de nuevos casos de diabetes del tipo 1 de personas menores de quince años entre el 2006 y el 2020.

De modo general, Europa y Norteamérica son regiones de alta incidencia mientras que en Suramérica y América Central la incidencia es muy variable.

En la mayoría de los países asiáticos, la incidencia es inferior al 1 por 100.000 al año.

La irrupción de la diabetes del tipo 1 se atribuye a factores de riesgo genéticos y medioambientales.

Los niveles de obesidad entre los niños finlandeses han crecido en los veinte últimos años y en especial en los diez últimos.

La proporción de niños obesos de edades de entre 5 y 15 años ha pasado de un 9,5 por ciento a mediados de los ochenta a un 20 por ciento en la actualidad.

La pérdida de peso de los neonatos durante el mismo período indica que los kilos se ganan en los primeros años.



--
AHANAOA A. C.
Lic. Nut. Miguel Leopoldo Alvarado
http://www.nutriologiaortomolecular.org/
http://www.seattlees.com/

miércoles, 21 de mayo de 2008

Muchas personas han sufrido la enfermedad sin saberlo

Massagué afirma que «muchas personas han sufrido la enfermedad sin saberlo»

La metástasis, la capacidad de los tumores primarios de liberar células malignas hacia órganos distantes y generar nuevos tumores que acaban siendo mortales, no es, según los científicos, nada más que «el diálogo que se produce entre un tumor y el organismo, que se moviliza al detectar el estrés del tejido para intentar combatirlo». Para intentar descifrar el lenguaje de esta intercomunicación entre las células tumorales y los distintos órganos, 23 investigadores de talla internacional se reunieron ayer en Barcelona en la VII Conferencia Barcelona BioMed, organizada por el Instituto de Investigación Biomédica (IRB) y el BBVA.

El doctor Joan Massagué, responsable del Programa de Biología y Genética del Cáncer en el Memorial Sloan Kettering Cancer Center de Nueva York, adelantó algunas de las claves que se están estudiando para entender estos procesos metastásicos, responsables del 90% de las muertes que se producen por cáncer.

El científico catalán indicó que el gran reto que se plantean los científicos a medio plazo es controlar la mayoría de cánceres en la primera mitad del siglo XXI. En este sentido, aseguró que confía en que la práctica totalidad de los procesos oncológicos «estén en fase de control y sean crónicos» en el año 2050.

Estado inmunológico

El investigador del Memorial Sloan Kettering Cancer Center explicó que muchas personas «han sufrido cáncer en algún momento de su vida, aunque no han sido conscientes de ello porque su sistema inmunológico ha reaccionado y el organismo los ha eliminado». En este sentido, Massagué apuntó que un bajo estado inmunológico puede propiciar el desarrollo de la patología.

Preguntado sobre si el estado anímico de los pacientes puede afectar en el desarrollo de la enfermedad, el experto se limitó a afirmar que «sólo hay intuiciones al respecto». Respecto a los posibles tratamientos para tratar el cáncer, Joan Massagué explicó que «estamos en el futuro que soñábamos porque hay muchos cánceres que se curan totalmente y otros que cronifican».

--
AHANAOA A. C.
Lic. Nut. Miguel Leopoldo Alvarado
http://www.nutriologiaortomolecular.org/
http://www.seattlees.com/

martes, 20 de mayo de 2008

Índice Glucémico


Índice Glucémico

El concepto de Índice Glucémico (IG) surgió en los años ochenta cuando se observó que distintos alimentos con la misma cantidad de carbohidratos tenían efectos diferentes en el nivel de azúcar en la sangre. Así, 30 g de los carbohidratos que contiene el pan pueden no tener el mismo efecto que 30 g de los carbohidratos de la de fruta o la pasta. En efecto, el IG es un modo de valorar los alimentos que contienen carbohidratos según el grado en el que se eleva la glucemia sanguínea tras su consumo. Se clasifican en una escala de 0 a 100, en la que 100 es la respuesta a un alimento de referencia como la glucosa o el pan blanco. Con el mismo nivel de carbohidratos, los alimentos con un IG elevado producen fluctuaciones notables en el nivel de azúcar en la sangre, mientras que los alimentos con IG reducido provocan un aumento menor del mismo(1).

Factores que influyen en el Índice Glucémico (IG)

Durante muchos años los científicos han creído que los carbohidratos en forma de almidón se digerían y absorbían con lentitud, y que en el caso de los carbohidratos en forma de azúcares estos procesos eran rápidos. Sin embargo, esto no es cierto. Los refrescos y el puré de patatas, por ejemplo, tienen un IG similar. ¿Qué factores intervienen entonces? La forma exterior de un alimento, el modo de procesarlo, el tipo de fibra, de almidón o de azúcar que contiene y la manera de cocinarlo son factores que influyen en su IG final.

En general, la estructura del alimento es tan importante como el tipo de carbohidrato que contiene. Por ejemplo, los granos de trigo enteros son relativamente resistentes a la digestión, pero una vez molidos y horneados son fáciles de digerir. Por esta razón, el pan blanco y el integral de textura fina tienen un IG elevado, mientras que los panes con varios cereales tienen un IG medio.

Algunos alimentos como la avena, las manzanas y las alubias contienen fibra soluble, que espesa y ralentiza el paso de los alimentos por el tracto digestivo. Estos alimentos tienen un IG reducido. El tipo de azúcar presente en un alimento también es relevante; la glucosa es el que mayor impacto tiene sobre la glucemia sanguínea, seguida de la sacarosa (azúcar de mesa).

En la práctica, la mayoría de los alimentos con carbohidratos no se consumen por separado, sino como parte de un aperitivo o de una comida, y esto tiene un efecto en el perfil glucémico. Por ejemplo, el pan puede comerse con mantequilla o aceite y las patatas con carne y verdura. La combinacíon de alimentos ricos en grasas y proteínas ralentiza de forma significativa la digestión de la comida y reduce el IG global.

¿Cómo aplicar el IG para mejorar la salud?

Conocer el IG de los alimentos puede resultar útil para los diabéticos que tienen que controlar su glucemia sanguínea. El consumo de alimentos con un IG bajo, puede conseguir que la liberación de la glucosa en la sangre se produzca de forma uniforme a lo largo del día(2). El concepto de IG también puede aplicarse al ámbito de los deportes. Los alimentos con un IG bajo contribuye a aumentar la resistencia, mientras que los alimentos y bebidas con un IG elevado permiten reponer el glucógeno muscular tras el ejercicio(1).

Cada vez se cuenta con más pruebas de que las dietas con un IG general menor pueden ser beneficiosas para prevenir la aparición de la diabetes tardía y la cardiopatía coronaria, posiblemente porque limitan la demanda de insulina y mejoran el nivel del colesterol sanguíneo(2). Los estudios también apuntan hacia el uso del IG en relación con la obesidad y se ha sugerido que las dietas con un IG reducido pueden llevar a una pérdida peso porque son muy saciantes(3). Sin embargo, no se sabe si esto se debe al IG o a otros aspectos que presentan los alimentos con un IG reducido. Será preciso realizar estudios fiables a largo plazo para salir de dudas.

La gestión de la dieta - el concepto de carga glucémica

El IG no es el único factor que determina hasta qué punto el consumo de un alimento eleva el nivel de azúcar en sangre. Si ingerimos la misma cantidad en gramos (g) de dos alimentos con IG similar (ej. Nabo y croissant), el aumento del nivel de azúcar en sangre será menor con el alimento que tenga un menor contenido de carbohidratos (ej. Nabo, ver tabla). Si comemos dos alimentos con IG similar (ej. Croissant y cuscús), pero cuyas raciones habituales sean distintas, aquel cuya ración sea menor (ej. Croissant, ver tabla), producirá un menor aumento del nivel de azúcar en la sangre. Por esta razón, se introdujo el concepto de Carga Glucémica (CG), que se basa en el concepto de IG para proporcionar una medida de la respuesta glucémica total ante un alimento o comida (CG= IG/100 x gramos de carbohidratos por ración). Esto hace posible comparar directamente los efectos sobre el nivel de azúcar de dos alimentos tal y como los consumimos en la dieta.

Tabla: Comparación del IG y CG de varios alimentos en función de la ración y cantidad de carbohidratos que dicha contiene.

AlimentoIG* Tamaño ración (g)*Carbohidratos (g)*CG
Nabo7260 10.7
Croissant6760 2315.4
Cuscús65150 7750.0

* referencia: http://www.bupa.co.uk/health_information/html/healthy_living/
lifestyle/exercise/diet_exercise/gi_table.html

 

Mezcle alimentos con distintos IG para obtener una CG reducida

El IG es una herramienta muy útil para clasificar el impacto de los carbohidratos en el organismo. Sin embargo, no tiene sentido preocuparse demasiado por los valores relativos al IG de los alimentos por separado, ya que el efecto general de una comida en el IG es difícil de predecir(4). Probablemente, la mejor solución para la mayoría de la gente sea incluir una mezcla apropiada de alimentos nutritivos con IG alto y bajo en una dieta sana. Aquellas personas que deseen reducir la CG general de su dieta deberían simplemente aumentar el consumo de alimentos con un IG bajo, como legumbres (alubias, guisantes, lentejas, etc.), frutas, cereales a base de avena y pasta; o sustituir algunos alimentos con un IG elevado por alternativas con un IG menor (por ejemplo, consumir cereales de desayuno a base de avena, cebada y salvado o tomar pan con cereales en lugar de pan blanco).

Referencias

  1. FAO/WHO (1998) Carbohydrates in Human Nutrition. Food and nutrition paper no.66 Roma, Italia.
  2. Opperman AM, Venter CS, Oosthuizen W et al (2004) Meta-analysis of the health effects of using the glycaemic index in meal planning. British Journal of Nutrition - 92:367-381.
  3. Brand-Miller J, Foster Powell K & McMillan P (2005) The Low GI Diet revolution ISBN 1-56924-413-8 Nueva York.
  4. Flint A, Moller BK, Raben A, et al (2004) The use of glycaemic index tables to predict the glycaemic index of composite breakfast meals. British Journal of Nutrition 2004 91:979-89.

Fuente
EUFIC
http://www.eufic.org/sp/home/home.htm

 

Más Información ...


--
AHANAOA A. C.
Lic. Nut. Miguel Leopoldo Alvarado
http://www.nutriologiaortomolecular.org/
http://www.seattlees.com/

El hambre de los agronegocios

El hambre de los agronegocios

Silvia Ribeiro*

Por todo el mundo siguen aumentando los precios de los alimentos y en los países más vulnerables resultan en situaciones intolerables como hambrunas, a menudo combinadas con sequías o inundaciones, efectos perversos del cambio climático. Ante la gravedad de la crisis, caen máscaras y se vacían discursos, como la receta de los agrocombustibles y los supuestos beneficios del libre comercio y la agricultura de exportación.

Robert Zoellick, ahora como presidente del Banco Mundial, anuncia que los precios seguirán altos por varios años, y que es necesario fortalecer la "ayuda alimentaria" para gestionar la crisis. Zoellick, que pasó a este cargo luego de ser jefe de negociaciones de Estados Unidos en la Organización Mundial de Comercio, sabe de lo que habla: desde su puesto anterior hizo todo lo que pudo para romper la soberanía alimentaria de los países, en función de favorecer los intereses de las grandes trasnacionales de los agronegocios. Incluso ahora, la receta de la "ayuda alimentaria", es otra vez un apoyo encubierto a las mismas transnacionales, que tradicionalmente son quienes venden al Programa Mundial de Alimentos los granos que "caritativamente" les entregan a los hambrientos, con la condición de que ellos mismos no produzcan los alimentos que necesitan.

Los grandes ganadores de la crisis alimentaria son también actores centrales y grandes ganadores en la promoción de los agrocombustibles: las trasnacionales que acaparan el comercio nacional e internacional de cereales, las empresas semilleras, los fabricantes de agrotóxicos.

En estos dos últimos rubros son en muchos casos las mismas empresas: a nivel global, Monsanto es la principal empresa de semillas comerciales y la quinta en agrotóxicos. Bayer es la primera en agrotóxicos y la séptima en semillas, Syngenta la segunda en agrotóxicos y la tercera en semillas, Dupont la segunda en semillas y la sexta en agrotóxicos. Junto a BASF y Dow (tercera y cuarta en agrotóxicos), estas seis empresas controlan el total de las semillas transgénicas en el mundo, que casualmente es también la solución que proponen a todos los nuevos problemas (que ellas mismas han sido parte fundamental en provocar).

Junto a los que dominan más del 80 por ciento del comercio mundial de cereales: Cargill, ADM, ConAgra, Bunge, Dreyfus; todas han tenido ganancias absolutamente impúdicas, gracias a la escasez de alimentos, la promoción y subsidios a los agrocombustibles y el alza de los precios del petróleo (los agrotóxicos son petroquímicos). Un excelente informe de Grain (El negocio de matar de hambre, www.grain.org), da cuenta de estas ganancias: para el 2007, Cargill aumentó sus ganancias 36 por ciento; ADM, 67 por ciento; ConAgra, 30 por ciento; Bunge, 49 por ciento; Dreyfus, 77 por ciento, en el último trimestre de 2007. Monsanto obtuvo 44 por ciento más que en 2006 y Dupont-Pioneer 19 por ciento.

A esta situación se suma el hecho de que los grandes fondos de inversión especulativa –frente a la crisis financiera e inmobiliaria– trasladaron millonarias sumas de dinero a controlar los productos agrícolas en el mercado internacional o commodities. Actualmente, se estima que estos fondos controlan 60 por ciento del trigo y altos porcentajes de otros granos básicos. La mayor parte de la cosecha de soya de los próximos años, ya está comprada como "futuro". Estos alimentos se han convertido en un objeto más de especulación bursátil, cuyo precio se modifica (y aumenta) en función de los jaloneos especulativos, no de los mercados locales o las necesidades de la gente.

Pese a esta paliza global a toda la gente común, peor para los más desposeídos, las trasnacionales no se dan por satisfechas y van por más. Ahora preparan el próximo asalto, monopolizando a través de patentes, los caracteres genéticos que consideran útiles para hacer plantas resistentes a la sequía, salinidad y otros factores de estrés climático.

Los gobiernos a su servicio, como México, pretenden apagar el fuego con gasolina: en lugar de soberanía alimentaria y control campesino de las semillas e insumos, proponen transgénicos con aún más modificaciones y más riesgos, maíz transgénico para aumentar la contaminación y la dependencia, y que hasta los campesinos más pobres, con apoyos públicos, siembren agrocombustibles en lugar de comida.

*Investigadora del Grupo ETC



--
AHANAOA A. C.
Lic. Nut. Miguel Leopoldo Alvarado
http://www.nutriologiaortomolecular.org/
http://www.seattlees.com/

Crecen las enfermedades de adultos entre escolares

Crecen las enfermedades de adultos entre escolares

Anuncian programa que busca revertir el incremento de obesidad y sobrepeso entre la población infantil del país, problema que crece cada día

Martha Oliva Hernández / El Universal
El Universal

Miércoles 30 de abril de 2008

Entre 20% y 25% de la población escolar urbana padece obesidad y sobrepeso, cifra que va en ascenso, señala el doctor Abelardo Ávila Curiel, investigador titular de la dirección de Nutrición del Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición Salvador Zubirán (INNSZ).

Por su parte, el Instituto Nacional de Pediatría dio a conocer que en este sector de la población se han incrementado enfermedades que hasta hace algunos años eran consideradas de adultos, como la diabetes mellitus tipo 2.

"La alimentación de los niños es poco recomendable, basada en el consumo de productos llamados coloquialmente chatarra, promovidos por la publicidad, los cuales están produciendo un número elevado de padecimientos", apuntó Ávila Curiel en el marco de la presentación del programa Alimentarnos para Vivir Mejor, implementado por el INNSZ, Save the Children en nuestro país y Kraft Foods México.

El objetivo del programa es fomentar estilos de vida saludables en niños de educación preescolar para generar cambios de actitud con respecto al cuidado de la salud, mediante una alimentación adecuada, un plan de actividad física e higiene personal, señala Sonia Bozzi, directora de Asuntos Corporativos y Gobierno de México y Latinoamérica Kraft Foods.

La población objetivo son los niños de cero a seis años que son atendidos en los centros de atención infantil de Save the Children.

El plan está encaminado a brindar información a los padres de familia, a los educadoras comunitarias y al mismo niño.

El programa arrancó en los 120 centros comunitarios de desarrollo infantil que se encuentran en la ciudad de México y su área metropolitana y ahí fue en donde se concentró el proceso para elaborar tres manuales, subraya Bozzi.

Los compendios son sobre un Estilos de vida saludable, un Recetario de servicio de alimentación comunitaria, de autoría técnica del INCMNSZ y el de Niños y niñas en movimiento, avalado por la Conade.

Las publicaciones ya han sido evaluadas por la Secretaría de Educación Pública y se encuentran en plan piloto en dos centros de atención infantil.

Se tiraron mil manuales en la primera impresión, con lo que se cubrieron todos los centros comunitarios de México y en DF se entregaron 600 a la SEP.

En total y a dos años de creado el programa se han atendido 10 mil niños a nivel nacional, 500 educadoras comunitarias de 120 centros comunitarios, 60 promotores comunitarios de México y mil 200 padres y madres de familia.

El especialista aseveró que el alto consumo de harinas y azúcares refinados, así como las grasas de origen animal y trans constituyen factores determinantes en el incremento del sobrepeso y la obesidad.

Puntualizó que los alimentos no deben contener ácidos grasos trans, los cuales constituyen entre 10% y 15% de las causas de enfermedades como diabetes e hipertensión.

Y comentó que, de igual forma, se ha visto un aumento en padecimientos asociados al estilo de vida como los tumores del tubo digestivo; "ahora es más frecuente que se padezca un hepatocalcinoma por cirrosis debido a la acumulación de grasa en el hígado".



--
AHANAOA A. C.
Lic. Nut. Miguel Leopoldo Alvarado
http://www.nutriologiaortomolecular.org/
http://www.seattlees.com/

Piden a EU y Europa reducir producción de biocombustibles por crisis alimentaria


Piden a EU y Europa reducir producción de biocombustibles por crisis alimentaria

Jeffrey Sachsun, asesor de la ONU, dice que los combustibles derivados de cosechas como maíz o trigo eran comprensibles cuando los precios de los alimentos eran bajos.

Reuters
Publicado: 05/05/2008 19:16

 

Bruselas. Estados Unidos y Europa deberían reducir "significativamente" la producción de bicombustibles porque están afectando el suministro de alimentos en momentos de precios crecientes, consideró este lunes Jeffrey Sachsun, asesor del secretario general de la Organización de Naciones Unidas (ONU), Ban Ki-moon.

Los biocombustibles derivados de cosechas de maíz y trigo, entre otros, han sido criticados en las últimas semanas por los temores de que compitan con los alimentos por la tierra de cultivo y ayuden a impulsar al alza a los precios de los alimentos.

"Necesitamos reducir significativamente nuestros programas de biocombustibles", sostuvo Jeffrey Sachs, un destacado académico estadunidense que es asesor especial de Ban sobre asuntos anti-pobreza.

"Eran comprensibles en momentos de precios muchos más bajos de los alimentos y de existencias de alimentos más grandes, pero no tienen sentido ahora en esta condición de escasez global de alimentos", afirmó Sachs en una conferencia de prensa.

Expuso que en Estados Unidos alrededor de un tercio de la cosecha de maíz se destinará este año a alimentar tanques de gasolina, lo que calificó como un enorme golpe al suministro mundial de alimentos.

Cabe recordar que líderes de la Unión Europea prometieron el año pasado incrementar la proporción de biocombustibles utilizados en el transporte terrestre a gasolina y diésel al 10 por ciento para el 2020 como parte de las medidas para frenar el cambio climático.

Palabras clave:
Biocombustibles

--
AHANAOA A. C.
Lic. Nut. Miguel Leopoldo Alvarado
http://www.nutriologiaortomolecular.org/
http://www.seattlees.com/

Prevén hambruna y desnutrición en Asia por crisis alimentaria

Altos precios de comestibles disparan la inflación y elevan déficit presupuestarios: BAD

Prevén hambruna y desnutrición en Asia por crisis alimentaria

■ Mil millones de personas, afectadas; se deterioró el poder de compra y el crecimiento económico está en riesgo, advierte el banco regional

■ Los biocombustibles no tienen sentido frente a la amenaza de hambre global, alerta asesor de la ONU y exige reducir su promoción

Afp y Dpa

Ampliar la imagen

Sacos de arroz importado son cargados hacia un almacén de la Autoridad Nacional de Alimentos en la ciudad de Quenzon, en Manila. Filipinas es el más grande importador de arroz del mundo, y por esta dependencia se prevé que el alza de los precios del grano impulse la inflación de ese país a niveles históricos

Sacos de arroz importado son cargados hacia un almacén de la Autoridad Nacional de Alimentos en la ciudad de Quenzon, en Manila. Filipinas es el más grande importador de arroz del mundo, y por esta dependencia se prevé que el alza de los precios del grano impulse la inflación de ese país a niveles históricos Foto: Reuters

Madrid, 5 de mayo. El Banco Asiático de Desarrollo (BAD) advirtió que el incremento de los precios de los alimentos pueden causar hambruna y malnutrición a mil millones de personas y perjudicar el crecimiento económico de la región.

"El incremento de los precios tiene una cruda dimensión humana y ha afectado gravemente a unos mil millones de personas en Asia y el Pacífico, para quienes el poder de compra se ha visto perjudicado y tienen un riesgo mayor de caer en el hambre y la malnutrición", dijo el presidente del BAD, Haruhiko Kuroda, durante la 41 asamblea anual del banco, que concluye este martes. "Debemos centrarnos en el aumento de los precios y en nuestra respuesta inmediata", apremió y anunció una ayuda económica del banco, con el fin de aliviar la presión fiscal de los países afectados.

El incremento de los precios ha causado el aumento de la inflación, que según el BAD será de 5.1 por ciento en Asia este año, su mayor nivel desde la crisis financiera asiática de hace una década, y se prevé que los déficit presupuestarios de los países de la región aumenten, debido a que los gobiernos deberán paliar la crisis alimentaria.

Durante el fin de semana el BAD anunció que desbloqueará ayuda urgente para los países más afectados por la crisis alimentaria. El ministro japonés de Economía, Fukushiro Nukaga, advirtió que la situación puede provocar revueltas en Asia, sobre todo en Bangladesh, India, Pakistán y Sri Lanka, países que más sufrirán la crisis alimentaria, indicó la institución regional.

Por su parte, el Banco Mundial calcula que el incremento de los precios afecta a unos 2 mil millones de personas y puede arrastrar a 100 millones de pobres a serlo aún más.

Además, el organismo mundial ha indicado que los precios de los alimentos casi se han duplicado en los últimos tres años, lo que ya provocó revueltas en Egipto y Haití, manifestaciones en varios países y restricciones en las exportaciones de algunos productores, entre ellos Brasil, Vietnam, India y Egipto.

El altísimo precio del petróleo, el desarrollo de biocombustibles, las barreras comerciales, el nivel más bajo en décadas en las reservas alimentarias, la creciente demanda de Asia y cosechas menos abundantes están entre las causas de esta disparada de precios.

Por otro lado, el BAD anunció ayer la creación de un fondo de 40 millones de dólares contra el cambio climático, fenómeno que representa una "amenaza fundamental" para la región. Se prevé que cerca de mil 200 millones de personas en la región podrían sufrir restricciones de agua hasta 2020 y las cosechas podrían caer a la mitad hasta 2050. Por su parte, el Fondo para el Carbón del banco dijo que aportará unos 150 millones dólares para financiar proyectos de energías limpias.

Asesor de la ONU arremete contra biocombustibles

El economista estadunidense y consejero especial de la Organización de Naciones Unidas (ONU), Jeffrey Sachs, pidió que Estados Unidos y Europa disminuyan la promoción de los biocombustibles, al sostener que "no tienen sentido" frente a la crisis alimentaria mundial.

"Debemos reducir de forma significativa nuestros programas de biocombustibles, que eran comprensibles cuando los precios de los alimentos eran mucho más bajos y las reservas más grandes. No tienen sentido hoy en día, en condiciones de hambruna mundial", declaró Sachs en el Europarlamento en Bruselas.

El consejero especial para los Objetivos del Milenio de la ONU vinculó la crisis alimentaria con el alza de la demanda y las catástrofes climáticas, por lo que pidió no responder a este problema únicamente con ayudas de emergencia, sino mediante el apoyo a granjeros en África y en otras regiones de bajos ingresos, para aumentar su rendimiento, mediante la tecnología necesaria.

Presidentes de Centroamérica buscarán soluciones

Los presidentes de los países de Centroamérica, así como de Venezuela, Hugo Chávez, y de Ecuador, Rafael Correa, sostendrán este miércoles en Nicaragua una reunión sobre seguridad alimentaria, en la que pretenden buscar soluciones "de Estado" a la escasez y carestía de los alimentos. La cumbre soberanía y seguridad alimentaria será inaugurada por el presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, y prevé concluir con una declaración conjunta de los mandatarios.

La cita fue acordada en el marco de la Alternativa Bolivariana de las Américas (ALBA), que integran Venezuela, Cuba, Bolivia, Nicaragua y República Dominicana, para fijar un aumento en la producción de alimentos en Centroamérica, con el fin de asegurar el consumo regional y la exportación a precios justos.



--
AHANAOA A. C.
Lic. Nut. Miguel Leopoldo Alvarado
http://www.nutriologiaortomolecular.org/
http://www.seattlees.com/

lunes, 19 de mayo de 2008

Científicos contra obesos por su contribución al calentamiento global

Científicos contra obesos por su contribución al calentamiento global
Un estudio de la Escuela de Higiene y Medicina Tropical de Londres afirma que al consumir más alimentos y caminar menos que la población media, no ayudan a ahorrar energía


Comen más, caminan menos; son culpables. Según un particular estudio de investigadores ingleses, como las personas delgadas ingieren menos alimentos y tienen más tendencia a desplazarse por sus propios menos que las obesas, entonces los primeros ahorran más en energía y comida que los segundos.

Al menos ese es el razonamiento de los científicos Phil Edwards e Ian Roberts de la London School of Hygiene & Tropical Medicine (Escuela de Higiene y Medicina Tropical de Londres), citado en el Daily Telegraph en su edición on line.

Para los científicos, el 20 por ciento de los gases nocivos surgen de la agricultura, por lo que menos comida consumida es igual a menos contaminación. El segundo de los ítems, la tendencia a caminar, implicaría un menor uso de vehículos y ahorro de combustibles fósiles.

El planteo se sostiene con estadísticas: los más gorditos necesitan 1.680 calorías para tener una energía normal y 1.280 más para hacer actividades, es decir un 18 por ciento más que quienes no están excedidos de peso.

El dato no es menor si se tiene en cuenta que unos 400 millones de adultos en el mundo son obesos. Y las tendencias no ayudan: la Organización Mundial de la Salud (OMS) calcula que para 2015 ese número alcanzará los casi 700 millones .

Sin embargo, como analizó Keith Tomas Ayoob, del colegio de medicina Albert Einstein de Nueva York, "las personas obesas tienen suficientes problemas como para que encima se los demonice por su impacto en el medio ambiente".



--
AHANAOA A. C.
Lic. Nut. Miguel Leopoldo Alvarado
http://www.nutriologiaortomolecular.org/
http://www.seattlees.com/

Gajos del oficio / La pirámide alimenticia

Gajos del oficio

Tomado del Excelsior Online: http://www.exonline.com.mx/diario/columna/222969

Dore Ferriz

La pirámide alimenticia

Durante los años 60, la Guerra Fría y varios movimientos culturales transformaron la disciplina de la vida. Los medios de comunicación se aceleraron a tal grado que, con éxito, pisamos la Luna en 1968 con el Apolo XI. El mundo se apresuró y puso en riesgo la salud global. El estrés, la tristeza, la soledad, el desempleo… sofocaron el ritmo de la vida. Miles de corazones lo resintieron. Los infartos se pusieron de moda.

En 1894, antes del descubrimiento de las vitaminas y los minerales, el Departamento de Agricultura de Estados Unidos ideó una pirámide alimenticia. El desarrollo limitado de los medios informativos la mantuvo en secreto. Pero en 1941 el presidente en turno, Franklin D. Roosevelt, desempolvó el archivo. Era preciso informar y educar a la gente sobre alimentación, durante la racionalización alimenticia de la II Guerra Mundial. Entonces convocó a una Conferencia Nacional de Nutrición para que determinaran una ingesta diaria de calorías.

En 1984 fue divulgada. Los "siete básicos" habían sido rediseñados: 1) lácteos, 2) carne y frijoles, 3) verdura verde y amarilla, 4) papas y otras verduras, 5) fruta, 6) pan y 7) aceites.

A finales de los 60, las estadísticas de infartos habían aumentado considerablemente. La USDA se vio en la obligación de decretar y de agregar al diseño toda la comida chatarra. En 1992, la pirámide parecía estar "pulida y encerada." Entonces la publicaron.

La ciencia continuó su progreso y la pirámide permanecía estática. No tardó mucho en verse severamente criticada. No se trataba de una pirámide histórica como la Esfinge, sino de una crucial para la salud mundial. Y así como la ciencia, la pirámide precisaba evolución.

El doctor Walter Willett —científico de Harvard— fue quien más la reprendió. Dijo que era "un bosquejo que no se había puesto al corriente de los hallazgos nutricionales". Se le hacía ridículo que el mundo siguiera aprendiendo de una pirámide desinformada. Explicó que "no todas las grasas son malas".

Las trans y las saturadas sí lo son. Pero las del pescado, las nueces, el aceite de oliva, los granos, las monoinsaturadas, las polisaturadas, no lo son. Que "no todos los carbohidratos complejos son buenos". La pirámide tenía que desemparejar los refinados —como la pasta—, de los complejos —como los granos—. Que "algunas proteínas son mejores que otras". Todas son buenas. Pero la carne roja es alta en colesterol y grasa saturada. En cambio, en el pescado, el pollo, el pavo y hasta el puerco, es más bajo. Los frijoles y las nueces son la mejor fuente proteica. Que "el consumo de lácteos es exagerado".

El exceso de calcio puede provocar cáncer de próstata o de ovarios. No perdió la oportunidad de aclararle al mundo que una copa de alcohol al día es muy buena para la salud. Además, sugirió que se le incorporara a la pirámide ejercicio y suplementos alimenticios.

¡Sus palabras hicieron eco! En 2005, la USDA finalmente entregó My Pyramid al mundo. Una estructura más clara que, además de diferenciar las proteínas y grasas, es baja en colesterol, sal y azúcar.

No cabe duda. ¡No sabemos comer! La nutrición es toda una ciencia. Por eso se estudia. Desgraciadamente no es una materia de primaria… Debería de serlo. Los trastornos alimenticios se deben a una falta de información. Necesitamos aprender, para entonces aplicar esos conocimientos en nuestra comida. Yo quiero contribuir. Por favor visiten esta página de internet: http://www.mypyramid.gov/mypyramid/sp-index.aspx http://www.mypyramidtracker.gov/Default.aspx?Module=3

Consulten su ingesta diaria. Poco a poco se irán dando cuenta de lo que su cuerpo necesita. ¡Ya no hay pretexto!


--
AHANAOA A. C.
Lic. Nut. Miguel Leopoldo Alvarado
http://www.nutriologiaortomolecular.org/
http://www.seattlees.com/

Datos personales

Mi foto

Miguel Leopoldo Alvarado Saldaña
Mexicano por nacimiento, radico actualmente en Seattle Washington.
Soy fundador, presidente y apoderado legal de la asociación internacional denominada: Asociación Hispano Americana de Nutriología Alternativa Ortomolecular y Antienvejecimiento, Asociación, Civil., (AHANAOA A. C.), así como el instituto denominado Biogenesis Institute LLC, of Seattle Washington, ambos organismos enfocados a investigar, educar y promover una salud óptima, por medio de una alimentación biológica, nutrición ortomolecular, actividad física y estilos de vida saludables.
He sido profesor titular del curso de nutrición ortomolecular del Diplomado de Medicina de Longevidad que se ha impartido durante varios años en el Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Monterrey y coordinador del Primer Diplomado Universitario de Nutrición Ortomolecular en el mismo prestigiado instituto de educación profesional.
Imparto pláticas y conferencias de nutrición ortomolecular con el propósito de lograr una vida longeva y saludable y previniendo enfermedades, dirigidas a profesionales de la salud y al publico en general en diversos institutos, foros, congresos, programas de radio y organizaciones sociales en diversos lugares del mundo, incluyendo principalmente la Ciudad de México y Seattle Washington.
Escribo y publico artículos de nutrición Saludable, Nutrición y Dietética Ortomolecular, Agricultura y Alimentación Biológica, Higienismo, Gastronomía y Cocina Ortomolecular y Naturopatía

He creado y administro diversos Sitios y Blogs en Internet, Foros, Grupos y Páginas en Redes Sociales con una finalidad de divulgación y educación.

 

Sitios:

http://www.biogenesisinstitute.org

http://www.biogenesis-institute.com

https://www.facebook.com/Biogenesis.Institute

http://www.ahanaoa.info

 

VISITANTE NUMERO:


View My Stats